Mujer consciente: Ciclos de la Mujer

Hace tiempo acudí a un webinar sobre el empoderamiento sexual femenino. Me apunté por curiosidad porque vi unas charlas bastante interesantes. Y hace tiempo, una mamá de un grupo me hizo ver que muchas mujeres han perdido su conexión con su cuerpo y con sus energías femeninas, no controlan su ciclo, son irregulares, no conocen en que consiste ese ciclo, sus diferentes fases y sus cambios. 

Así que me he animado a escribir este post con información y con reflexiones y de verdad espero que os sirva a tod@s, si también a los hombres, porque así podréis comprender los cambios que pasan dentro de vuestra pareja durante el ciclo. Y también un poco de información para aquellas que estáis también en la premenopausia, menopausia y las que por alguna razón hayáis dejado de ser fértiles en un momento en el que aún deberíais serlo.

Como ya sabéis a mi me gusta relacionarlo siempre con la luna y sus fases pero también está relacionado con el paso de las estaciones.


Espero de verdad que os sirva para ser conscientes de que energías movemos y cómo las movemos. Y os animo a participar a través de los comentarios, si aporta algo es bueno.





Es importante para las mujeres conocernos a nosotras mismas. ¿Cómo podemos hacerlo? Fácil. A través de un diagrama lunar o un diario menstrual. ¿Por qué hacerlo? porque a partir de anotaciones ya sea una simple carita sonriente, seria, dejar anotado que ese día estamos cansadas, o que nos comeríamos el mundo, a la larga nos guiará y seremos conscientes de un patrón que se va repitiendo durante cada ciclo, y que, hasta ahora, había pasado desapercibido.


La anatomía y la fisiología son muy bonitas, sin embargo cuadriculadas. Según la medicina tendríamos que menstruar cada 28 días justos, menstruar de 4 a 7 días, y ovular entre el día 15 y 20 del ciclo y ale otra vez a menstruar.

Y ahí encontramos un pequeño problema, las mujeres no somos unas máquinas, ni unos robots a los que puedas programar y lo más importante todas somos distintas, así que nuestro ciclo también lo será.

El ciclo "normal" de una mujer variará entre los 27-35 días de duración, la ovulación se producirá al redor de los días 10 y 20 del ciclo, y por último el sangrado puede durarnos hasta los 10 días.

Y ya no hablemos de las mujeres que padecen SOP o Endometriosis. 

Así que te invito a investigarte y a descubrirte siempre desde el cariño, no te fustigues por sentir lo que sientes, simplemente, déjalo salir.


Durante nuestro ciclo menstrual nos topamos con cuatro arquetipos los lunares: doncella, madre, hechicera y anciana; y los de la rueda anual: primavera, verano, otoño e invierno. Y os voy a explicar un poquito cada fase y cada relación para que podáis reflexionar y decir "ostras, pues sí, estoy sincronizado con la luna" o "ostras, es verdad que esto sucede así en mi interior" o "nunca me había fijado en que esto me sucede a mi".

- La Primavera / La doncella (luna creciente), es la renovación del ciclo. Es esa energía que hasta entonces permanecía en nosotras y con la menstruación conecta con el exterior. En esta fase de nuestro ciclo nos encontramos con más energía, con ganas de descubrir, de jugar, de disfrutar de nuestra sexualidad. Este periodo nos conecta con la infancia y la adolescencia. ¿Y qué podemos sacar de ello? Podemos revisar información que nos llegan de esas etapas para poder sanar desde nuestra niña interior, a la que debemos estar conectadas.

- El Verano / La Madre (luna llena), se relaciona con la fase de la ovulación, es el momento de expansión de máxima fertilidad, es el momento de estar con nuestra pareja. En ese momento nos sentimos exuberantes, tenemos los instintos de dar, cuidar, etc. ¿Qué sacamos de esta fase? Pues limpiar, crear, compartir, los sueños nos llegan cargados de información, etc.

- El Otoño / La Hechicera (luna menguante), en esta etapa notamos cambios hacia nuestro interior, hacia el inconsciente. Somos más sensibles. Este arquetipo nos conecta con lo salvaje, con nuestro dolor y con nuestra propia oscuridad. Son momentos de introspección, de quietud, de tranquilidad..

- El Invierno / La Anciana (luna nueva), esta relacionada con el momento de la menstruación. Nos conecta con la muerte, el volver a la tierra, es el momento del descenso. Este aspecto nos lleva a la lentitud, nos lleva a disfrutar de las conexiones más espirituales. Es la fase menos mental del ciclo. Nos invita a disfrutar de nuestra sexualidad desde las conexiones espirituales, escuchar a nuestra propia naturaleza, del conocimiento ancestral y nos ayuda a conectar con la sabiduría femenina ancestral.


Me gustaría a hacer una aclaración aquí sobre las fases de la luna llena y la luna nueva.
Menstruar en luna nueva o en luna llena se va alternando a lo largo de las ciclos, por lo que no siempre coincidirá que menstrúes con la luna nueva.
Me voy a poner de ejemplo, yo menstruo con la luna llena, dos días antes de la luna llena aparece la menstruación. 


Para que nuestras parejas puedan comprender estos cambios es importante mantener el canal de comunicación abierto, expresar lo que sentimos. 


Durante la menopausia, que es un proceso complicado de cambios en nuestro cuerpo y en nuestras hormonas, también es un momento de cambios en estos arquetipos. Este momento, es el momento de asimilar la sabiduría de nuestros ciclos, por lo tanto será el momento de recogida de los frutos de nuestras menstruaciones.


Y para aquellas que por x razones dejan de menstruar en periodo que supuestamente deberían ser fértiles, es una oportunidad de conectar con la luna. Vincular la luna y las diferentes diosas en cada fase lunar.


Por mi experiencia, aprendí a controlar mis ciclos, y no me refiero a tal día me va a bajar la regla y me va a durar tanto, con controlar me refiero a los sentimientos y a las energías de cada fase, aunque a veces se me vayan de las manos. Mi marido también a aprendido a diferenciar esas fases según mi actitud y por supuesto la clave es la COMUNICACIÓN.


Para aquellas que acabéis de ser mamás, bienvenidas al club, supongo que alguna de vosotras habréis optado por la lactancia materna (y si eres una mamá de lactancia artificial, no pasa nada, pero este apartado puede no resultarte útil). Mi calendario menstrual pasó a ser mi calendario de lactancia, durante seis meses (hasta que un día de repente mi leche dejo de ser suficiente y no tenía a penas cantidad).

Me di cuenta que la producción de leche variaba con los ciclos de la luna. Y es que, producía mucha leche desde la luna nueva hasta la luna llena, pero en cuanto me adentraba dentro del periodo de luna llena a nueva, la cantidad producida era considerablemente menor, así que cuando lo necesitaba iba sacando leche que tenía congelada.


Os animo a todas a descubrir vuestras energías y vuestro ciclo y sobre todo, a conoceros mejor.

Comentarios