Wicca: Ritos de paso

 Ya sabemos que la wicca celebra todo lo natural, y así como se celebra el paso de las estaciones también se celebra cada etapa de la vida de las personas.

Presentación a los Dioses:

El nacimiento es interpretado como un regalo de los Dioses y un rito sagrado en sí mismo.

Cuando nace un niño y una vez la vida familiar se ha asentado un poco, los padres siendo wiccanos y miembros de un coven, presentan a su hijo dentro del círculo a los Dioses. Celebran su Presentación o Wiccaning.

No se trata de vincular el niño a la Wicca. La Wicca es un religión de elección y, aunque el niño sea puesto bajo la protección de los Dioses, se le permitirá más tarde elegir su propio camino religioso.


La Pubertad:

En las chicas  se realiza cuando tiene su primera menstruación, se le considera una mujer. Muchos grupos reúnen a sus mujeres en una celebración que hace honores a la joven y la informan de sus nuevas responsabilidades sexuales.

Los wiccanos dan mucha importancia a la elección personal. Esto incluye la elección de no ser activa sexualmente, de no abortar, de usar métodos anticonceptivos y de entender las implicaciones de ser una persona sexual.

La información y la responsabilidad personal son claves, tanto en esta faceta de la vida como en las otras.

En los chicos, el momento de celebrar la madurez sexual está mucho menos definido. Puede ser en el momento en el que tenga su primer sueño húmedo, o cuando aparecen los caracteres sexuales secundarios, o en el momento en que asume conscientemente las "responsabilidades de un hombre".


Los wiccanos entienden la sexualidad como algo normal, como parte consustancial de la vida. La pederastia y la pornografía infantil NO son admitidas de ninguna manera, en ninguna clase de Wicca.


Para los paganos la familia es sagrada, pero este concepto es bastante amplio. Una familia puede estar formada solamente por los padres y los hijos o incluir a los abuelos o a los tíos, las tías y los primos. También puede incluir compañeros de aquelarre, amigos, al sumo sacerdote o sacerdotisa.

Muchos paganos se comportan como si el resto de los paganos fuesen parte de su familia.


La iniciación

La iniciación hace referencia no sólo a un aprendizaje y/o una realización personal sino también a un cambio interior. Existe un elemento de misticismo que se revela o debería revelarse en un cambio de vida de una persona. Los rituales de iniciación difieren poco de tradición a tradición, pero las palabras y la ceremonia son sólo la superficie de una iniciación. La experiencia personal es lo importante y no puede ser entendida a través del estudio, sino que debe vivirse para asimilarla. La iniciación no garantiza que una persona se convierta automáticamente en pagano, pero la decisión de formarse y de pasar por la iniciación es algo importante para uno mismo y para la comunidad.

Una parte importante de la iniciación es aprender la jerga que usan los wiccanos, de manera que puedan comunicarse con fluidez sobre sus temas.

En general, no existen limitaciones en cuanto a la edad de los iniciados, aunque muchos grupos no admiten a menores de edad, ya que en las iniciaciones se usa cierta cantidad de alcohol, además del tema de la protección legal.

El primer paso es la Dedicación. Se trata de un compromiso con la comunidad, con los Dioses y Diosas y con unos mismo.

Debido a que la formación wiccana cubre tanto los principios religiosos como las prácticas, incluido la Magia, la ética y la adivinación, un año y un día resultan, a veces, poco tiempo. De todas formas, muchos estudian también por su cuenta y logran tener un buen nivel al final de ese período. 

A medida que una persona aprende y progresa dentro de la Wicca, va pasando por los Tres Niveles de Iniciación. Existe una frase que resume bastante bien este proceso: "En el Primer Nivel, son responsables de ellos mismos, en ele Segundo Nivel, son responsables de los demás y en el Tercer Nivel, son responsables de toda la comunidad.

No todos los wiccanos obtienen los tres grados, pero idealmente todos los wiccanos deberían estudiar y llegar hasta el primer nivel.


La Unión de Manos


La Ceremonia de Unión de manos es el paso que da el wiccano que decide unirse a alguien a ojos de los Dioses. Las uniones de manos se celebran tanto o más que las bodas tradicionales y con tantas variaciones y estilos como casamientos modernos.

Puede que se considere legal o no dependiendo de donde vivas. 

Las uniones homosexuales son tan celebradas como las heterosexuales.

Estos enlaces pueden tener una fecha de caducidad, normalmente no antes de un año y un día. Aunque también los hay de los que "hasta que la muerte nos separe" o "hasta que el amor se acabe". Depende de la decisión de los interesados.

Normalmente, los wiccanos llevan a cabo este rito formando un círculo. La pareja comparte sus votos y sus manos se unen como símbolo de su unión. Puede que después "salten sobre la escoba", símbolo del hogar que compartirán. Aparte de lo mencionado, existen muy pocas normas. Por supuesto, a la ceremonia le sigue una fiesta.


La Desunión de Manos

Si el matrimonio merecía un rito Mágico, también lo merecerá el final de una relación.

El divorcio tiene lugar en un Círculo y las manos que estaban unidas se desunen. Lo mejor es que la persona que ofició la unión de manos, oficie también la desunión.

Muchas veces, no es posible reunir a ambos cónyuges para la ceremonia de desunión de manos. Pero cuando sí es posible tenerlos a los dos, una ceremonia como ésta es que puede servir para cortar los vínculos Mágicos y emocionales de la pareja, de manera que ambos pueden continuar su vida, libres de la influencia del otro.

Esto no significa que se niegue, se ignore o se olvide la relación, sino que simplemente cada uno es libre de vivir su vida.


La Anciandad

La ceremonia de Anciandad es una tradición relativamente moderna. La sociedad occidental moderna ha relegado a la gente mayor a un segundo plano.

La Wicca quiere honrar y valorar de manera consciente y abierta a aquellos que han vivido y aprendido y, ahora, son fuentes de conocimiento para la comunidad wiccana.

En ocasiones, se celebra una ceremonia de Anciandad en honor a aquellos que sin ser paganos han prestado servicios similares a los que describe el papel wiccano de Anciano.

La ceremonia de Anciandad es similar a la de la Presentación, una fiesta que celebra y recuerda el lugar que ocupa el individuo dentro de la familia y comunidad wiccana.

La Anciandad puede hacer referencia también al momento en que una persona abandona el liderazgo activo para ocupar un sitio alrededor de los fuegos del consejo.


El fallecimiento

La visión wiccana de la muerte considera a ésta como parte de la vida, algo natural.

Muchos wiccanos creen en la reencarnación como parte de sus creencias particulares. También hay muchos que deciden empezar a trabajar en este tránsito antes de que les llegue la muerte.

Cuando llega la noticia de que un wiccano se está muriendo, el grupo al que pertenece le visita, habla con él y lo ayuda a encontrar la paz. El objetivo es que no tenga miedo o, esté ansioso ante la última Iniciación.

Los wiccanos, aunque apesadumbrados por la pérdida, no dejan de estar esperanzados con el próximo descanso de su compañero en Summerlands, el lugar destinado al descanso al descanso entre vidas terrenales. Se dice que se trata de un espacio donde reina un eterno verano, cálido, verde y placentero. Los espíritus de los que se han ido descansan allí y reciben a los recién llegados.

Muchas veces los muertos permanecen entre nosotros en espíritu y se manifiestan a los vivos de diferentes maneras. Muchos wiccanos han tenido lo que ellos consideran pruebas concretas de la existencia de vida después de la muerte.

La ceremonia de tránsito wiccana empieza de la propia muerte, de manera que el moribundo pueda tomar parte en la misma y expresar sus deseos.


El Entierro de los muertos

El cuerpo es sólo un recipiente, una vez muertos, nuestra esencia sobrevive y ya no necesitamos más el cuerpo. El wiccano será recordado en el próximo Samhain.

Algunos grupos prefieren que cada una de las personas que forman el Círculo pronuncien un breve discurso en honor al fallecido.

Pueden rezar y pedir a los Dioses que le concedan un tránsito sencillo o una estancia feliz en Summerlands, sobre todo, en el caso de que la muerte haya sido repentina o haya habido cierto trauma en ella.

La verdad es que es inusual que a un wiccano se le pueda guardar luto abiertamente a la manera wiccana. Normalmente, esta ceremonia tiene lugar después de los servicios "mundanos", en los cuales el pagano no tiene mucho que decir, pero que son el ritual de preferencia de la familia no-wiccana del fallecido.

En cuanto a los detalles del sepelio, los wiccanos no suelen pronunciarse. Aún así, algunos prefieren la incineración, mientras que otros se decantan por el entierro.

La tendencia de nuestra sociedad a prestar muchísima atención al cuerpo inerme no tiene sentido para el wiccano desde el momento en que el verdadero yo está en espíritu.

Comentarios